Dudas frecuentes

Hemos comenzado

¿Qué factores hay que tener en cuenta para elegir el tratamiento?
Ante un mismo diagnóstico, la edad de la pareja y el tiempo que lleve intentando conseguir una gestación son factores de vital importancia a la hora de fijar el tratamiento. No es igual para una pareja de 38 años y 10 de deseo de embarazo, que para otra con 25 años y dos intentando la gestación.
¿Cuál es la tasa de éxito de las técnicas de Fertilidad?
Supera el 60% por ciclo, aunque es variable y depende de muchos factores.

¿La quimioterapia acaba con la fertilidad?

Sí, y en muchos casos de forma irreversible, aunque se han dado situaciones en las que una vez terminado el tratamiento se produce una recuperación. Pero existe la posibilidad de preservar ovocitos, esperma o embriones antes de iniciar la quimioterapia.
¿Se puede acudir a las técnicas de reproducción asistida cuando la pareja se ha sometido a ligaduras tubáricas o a la vasectomía?
Sí, pues éstas no son irreversibles.

¿Si estoy en la menopausia puedo quedarme embarazada?

Sí. Hoy en día es posible tener un hijo tras una menopausia fisiológica, o en los casos en los que se ha producido una menopausia o un fallo ovárico precoz.
¿Lleva mucho tiempo conseguir una gestación por métodos de reproducción asistida?
No podemos generalizar, pero realmente si las parejas persistieran en su empeño de ser padres, el 90% lo conseguirían.
¿Son necesarios muchos intentos de cada técnica de Reproducción Asistida?
Cada pareja es diferente a otra y no se puede generalizar.
¿Cómo elegir el médico que puede tratarnos?
En esta época una de las situaciones que más pone a prueba la capacidad de un especialista en reproducción es la de atender a una pareja que desea tener un hijo y no lo consigue. Quizá el factor determinante sea en primer término la calidad profesional, seguida al mismo nivel de la empatía, el tacto, la dedicación y la comprensión.
¿Me atenderá siempre el mismo ginecólogo/a?
En la UMR, uno de los principales objetivos es la atención personalizada. La paciente siempre tendrá un médico de referencia que la atenderá siempre. De todas formas debe saber que se realizará un seguimiento de su caso en las reuniones periódicas del equipo, estimando oportunamente si es necesario la consulta con otro especialista del centro.

¿Cuáles son las principales técnicas de Reproducción Asistida?

Las principales técnicas de Reproducción Asistida son la Inseminación Artificial y la fecundación In Vitro. Dentro de la fecundación In Vitro, cabe diferenciar la fecundación In Vitro convencional y la Microinyección Espermática. Para más información visite nuestra sección de Tratamientos.
¿Qué diferencias hay entre la Inseminación Artificial y la fecundación In Vitro? ¿Cuál es mejor?
Son técnicas distintas y cada una está indicada en determinados casos. La Inseminación Artificial es más sencilla, consiste en depositar, los espermatozoides seleccionados y mejorados en el laboratorio, dentro del útero de la mujer en el momento de la ovulación.La fecundación In Vitro es más compleja, porque primero requiere punción de los ovarios para la extracción de los ovocitos de la mujer, que serán fecundados por los espermatozoides en el laboratorio, y después de 2 a 3 días de desarrollo en incubadoras especiales, los embriones resultantes se depositaran en el útero a la espera que continué el proceso natural de embarazo.

¿La FIV y la estimulación ovárica pueden dañar mis ovarios?

No existe ninguna evidencia contrastada de que los ovarios disminuyan su reserva folicular o puedan ser dañados por estas técnicas.
Si no me embarazo en el primer ciclo de tratamiento, ¿cuanto tiempo tengo que esperar para volver a intentarlo?
En el caso de ciclos de inseminación artificial, habitualmente los ciclos se hacen consecutivos sin ninguna espera. En los ciclos de FIV depende de la respuesta individual de cada mujer, pero se suele espera 1-2 meses.
¿Cuantas veces puedo intentarlo?
No existe un número específico. Se decidirá por el medico y el paciente con arreglo a las circunstancias personalizadas. Pero en general, al menos deben intentarse 3 ciclos, si la gestación no se produce en este intervalo, se evaluara el cambio de técnica.
¿Son dolorosos estos tratamientos?
No son técnicas especialmente dolorosas, ya que las inyecciones se administran por vía subcutánea con agujas muy finas, con la ventaja adicional de la auto administración por el paciente. Lo más molesto, podría resultar la punción, pero en la UMR se realizan siempre con un especialista en anestesia, que la administrara la analgesia necesaria.
¿Hay efectos colaterales asociados con el uso de terapias hormonales?
Los estudios clínicos han demostrado que las terapias hormonales son seguras y efectivas. Sin embargo, como sucede con todas las medicaciones de prescripción, hay efectos colaterales posibles. Su médico le dirá cuáles son los efectos colaterales potenciales, además de monitorizar su repuesta a la terapia. Recuerde también, que es importante comunicarle todos los síntomas a su médico.
¿La punción del ovario requiere ingreso hospitalario?
Si, hospitalización transitoria de un par de horas. No es aconsejable la incorporación al trabajo este mismo día.
¿Cuanto tiempo me llevará todo el proceso?
Desde que comienza la estimulación del ovario, unas dos semanas, pero habitualmente realizamos un periodo de preparación de unos 15-20 días previos al inicio del ciclo.
¿Cuáles son las pruebas necesarias en una primera visita?
Deben acudir los dos miembros de la pareja para efectuar todas las pruebas necesarias que descarten patologías que desaconsejen el embarazo. También para conocer el estado inmunitario de los pacientes frente a determinadas enfermedades de tipo infeccioso que pudieran originar un contagio al feto. Las pruebas a realizar comprenden un estudio ecográfico completo; grupo y factor Rh; bioquímica; estudio de hemostasia; serología para toxoplasma, rubéola, Síndrome de Inmunodeficiencia Humana (HIV), RPR (FTA), CMV y marcadores de hepatitis; sistemático de orina y urocultivo si procede.

¿Qué factores hay que tener en cuenta para elegir el tratamiento?

Ante un mismo diagnóstico, la edad de la pareja y el tiempo que lleve intentando conseguir una gestación son factores de vital importancia a la hora de fijar el tratamiento. No es igual para una pareja de 38 años y 10 de deseo de embarazo, que para otra con 25 años y dos intentando la gestación. En el segundo caso siempre se optará por el más sencillo.
¿Qué disponibilidad horaria exigen estos tratamientos? ¿Hay que pedir muchos días en el trabajo?

Para Inseminación Artificial:

Durante el ciclo debe acudir a consulta de 3 a 5 veces para realizarse controles. La duración de la consulta suele ser de unos 15-30 minutos. El día de la Inseminación Artificial el marido, si es su caso, debe aportar una muestra de esperma como mínimo 1 hora antes de realizar la técnica. La Inseminación Artificial es un proceso en que no requiere reposo, ni ese día ni los siguientes, por lo que puede trabajar sin ningún problema. No se aconseja realizar esfuerzos violentos.

Para Fecundación In Vitro:

En la fase de preparación no hay que hacer controles, pero una vez que se empieza la estimulación, aproximadamente cada 3 días tiene que venir a consulta para control ecográfico. Se realizan una media de 3-7 controles dependiendo de la pauta que se utilice y de la respuesta del ovario. La duración de la consulta suele ser de unos 15-30 minutos. El día de la extracción de ovocitos, el marido aporta una muestra de esperma, y la mujer pasa a quirófano durante 30 minutos, estando sedada durante la intervención y pudiendo irse después a su domicilio tranquilamente. A los 2-3 días, la mujer debe volver a la clínica para realizarse la transferencia de los embriones. Se tarda 15 minutos en ello y después se aconseja un periodo de reposo relativo de unas 24-48 horas. Posteriormente, hasta saber si está o no embarazada (15 días aproximadamente) puede trabajar con normalidad.

Si vive fuera de Santiago, sepa que no es necesario que pase ninguna noche en Santiago. Los controles del ciclo pueden realizarse en nuestro centro o por algún ginecólogo de su provincia que conozca los tratamientos, de forma que exclusivamente se desplazaría a Santiago el día de la extracción de ovocitos y el de la transferencia de los embriones.

¿Cuántos ovocitos suelen salir y cuantos embriones convendría obtener?
Es importante que sepa que no todos los folículos puncionados tienen necesariamente dentro un óvulo, y que algunos de los ovocitos obtenidos no serán aptos para ser fecundados. El número de ovocitos obtenidos, variará dependiendo de cada caso, en ocasiones puede ocurrir que apenas se obtengan ovocitos, y en otras en el número de ovocitos obtenidos puede ser muy elevado, va a depender de factores como edad, patología y respuesta al tratamiento. La media de ovocitos u ovocitos obtenidos es de 5 a 10, y de 3 a 6 embriones en mujeres menores de 35 años. Aunque transfiramos un único embrión al útero, existe posibilidad de embarazo por lo que no debe preocuparse si el número de ovocitos obtenidos o el número de embriones fecundados es bajo.
Llevo todo el proceso fatal, estoy muy nerviosa. ¿Qué puedo hacer?
Las técnicas de reproducción asistida, son procesos complejos que condicionan gran número de aspectos de su vida personal y de pareja, pueden aparecer dudas y miedos que cursan paralelos con sentimientos de gran ilusión e impaciencia. La UMR, pone a disposición de sus pacientes un equipo de atención, el cual gestionará y resolverá las dudas derivadas del tratamiento, y actuará de confidente con los pacientes aportándoles su dilatada experiencia en reproducción. En los casos en que se requiera, puede solicitar el servicio de nuestra psicóloga, cuyo objetivo es el preparar emocionalmente a las pacientes para afrontar el tratamiento de la mejor manera posible, enseñándoles técnicas de relajación y disminución de la ansiedad.
¿Qué riesgos existen?

El riesgo de complicaciones es muy bajo. La medicación hormonal carece de riesgos y efectos secundarios, salvo que se presente el síndrome de hiperestimulación ovárica. Este síndrome, se produce porque la mujer reacciona a los tratamientos produciendo un excesivo número de ovocitos, lo que genera ciertas molestias abdominales durante unos días. En estos casos, a veces se recomienda cancelar la medicación para evitar riesgos.

De cualquier modo, el porcentaje de casos en los que se produce es bajo y su ginecólogo le irá advirtiendo durante los controles si existe tal riesgo o no. De existir riesgo, se decide si continuar o no con el tratamiento. Si no se continúa, el síndrome no se presentara, con lo que nunca se aparecerá el cuadro si la paciente no quiere asumir el riesgo potencial de padecerlo.

Otro riesgo a mencionar es la posibilidad de embarazo múltiple. En fecundación In Vitro, si se transfieren 3 embriones, el porcentaje aproximado de embarazos de gemelos es del 10-20% y de trillizos del 1-6%. Si bajo ningún concepto se plantea esa posibilidad, puede reducir voluntariamente el número de embriones a transferir aunque sus posibilidades de embarazo desciendan. Gracias a una creciente eficacia de los procesos de fecundación In Vitro, el número de embriones que se necesitan transferir es más bajo, y por tanto se detecta una disminución en la frecuencia de embarazos múltiples.

En cualquier caso, la pareja decide si poner 1, 2 ó 3 embriones. Por último existen otro tipo de riesgos, como hemorragias o infecciones, cuya incidencia es extremadamente baja.Podemos concluir, diciendo que las técnicas de reproducción asistida, son muy seguras, con un índice muy bajo de complicaciones, y la mayor parte de ellas evitables.

¿Se pueden mantener relaciones sexuales después de una FIV?
No existe un periodo fijo, pero recomendamos un periodo de abstinencia de 1 ó 2 semanas. Las contracciones uterinas asociadas con el orgasmo pueden interferir con estadios tempranos de la implantación. Por otra parte el micro trauma que supone la penetración en un ovario sensible e hiperestimulado puede resultar molesto. Además, aumenta el riesgo de infecciones en una vagina con una flora vaginal y unas defensas posiblemente alteradas por todo el procedimiento.
¿Cuánto tiempo después puedo incorporarme a mi actividad habitual?

En la UMR, recomendamos un periodo de reposo absoluto de 24-48 horas después de la transferencia embrionaria. Pasado este tiempo, la mujer puede incorporarse a sus actividades habituales, tomándose la vida con calma si es posible. Los deportes y ejercicios violentos, deben ser evitados hasta que diagnostiquemos el embarazo.